Japan World
¡Konnichiwa!~
Bienvenido a Japan World, un foro dedicado exclusivamente a la cultura japonesa. Aquí puedes empaparte de arte japonés como manga, anime, cosplay... y conocerlos un poquito más a fondo. Registrate ¡ya! si aún no lo has hecho, o conectate si tienes una cuenta.
¡Sayonara! ;3


Lugar para hablar de todo lo relacionado con la cultura japonesa. Únete!
 
PortalÍndiceMiembrosBuscarFAQConectarseRegistrarse

Comparte | 
 

 Black Rose

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Black Rose   Lun Dic 21, 2009 11:24 pm

Hola! Bueno, pues la verdad, es que no sabía donde colgar este fic...Ebn realidad es algo corto, abarca como unas 7 paginas del Word. Es una historia que tengo pensada presentar a un concurso(Que seguro que no gano xD) Por eso la trama se desarrolla rapidamente, y las emociones evolucionan con bastante rapidez xD
Así que....Bueno, espero que os guste al menos lo que yo voy a llamar la introducción, aun que como es ta pequeña, no la tengo dividida en capitulos ni nada xD
Aqui os dejo la primera parte! ojosggoni


Black Rose



Hubo un tiempo, cuando aún los príncipes azules ni las damiselas en apuros existían, otro tipo de símbolo legendario adornaba las tristes vidas de las personas.
Una pequeña y frágil rosa del color del carbón, la cual denotaba una hermosa belleza que hacía a cada una especial y única.
Pero aquellas pequeñas muestras de cariño ya no se recuerdan. Nadie se acuerda ya de las historias que contaban las abuelas antiguamente, sobre la rosa negra que su amado le había regalado como muestra de su amor. Ya nadie se pincha con ninguna espina de esas rosas, impregnadas con el hedor de la muerte. Ya nadie siente aprecio hacía aquellas flores tan bellas.
Es verdad, nadie las echa de menos. Excepto yo, por supuesto. A lo largo de mi gran existencia, solo recibí dos rosas negras por parte del mismo hombre. Y no es que fuese algo sencillo, la verdad. No. Aquellas rosas solo podían ser tocadas una vez por persona. Si ese mismo humano, osaba poner las manos sobre otra de su misma especie, este moriría por el veneno que recorría sus espinas. Tan bellas y tan peligrosas.
Fue, claro esta, hace mucho tiempo. No existían ni los bombones ni los peluches como objetos para regalar. Si no que una simple flor bastaba para poder convencer a una mujer de casarse con el hombre que le había hecho el regalo. En aquel entonces, éramos demasiado ingenuas a nuestro pesar.
No existían las ciudades de hoy, si no que vivíamos en un pueblecito con calles estrechas, sin parques ni otro lugar de diversión. Las mujeres simplemente se dedicaban a cuidar de los hijos, y los hombres trabajaban en el campo para poder dar de comer a su familia.
No se conocía nada más allá de las altas murallas que rodeaban el pueblo, por lo que nunca antes habíamos visto a alguien como él.
Todo el pueblo se revolucionó con su llegada, como lo hizo en su día con la mía. Era extravagante y diferente, como yo.
Todos en aquel pueblo tenían el pelo negro o castaño, mientras que sus ojos no pasaban más allá del castaño claro. Pero nosotros éramos diferentes. No nos sintonizábamos nada con aquel pueblo tan apagado, con tan poca variedad de colores. Pero a nosotros también nos gustaba lo diferente, nos fascinaba. Él, debía tener unos 18 años. Su pelo dorado era revolucionado por el viento que en su llegada soplaba. Sus ojos, del color de la nieve, dejaban todo pensamiento fuera de lugar, para obligar al cerebro a posarse sobre ellos y prestarles toda la atención.
Y por supuesto, lo que más llamaba la atención era su palidez. En los tiempos que corrían, era raro ver a una persona pálida en el pueblo, y más a un hombre, puesto que siempre estaban trabajando bajo el Sol. Pero él era así, y, por supuesto, lo identifiqué como uno de los míos. Pobre de mí, que grave error cometí.
En cierto modo, como e dicho antes, era parecido a mí. Yo también tenía la piel pálida, pero mi cabello era de un color rojo intenso, como el mismo fuego, y mis ojos se asemejaban al color de una de esas jugosas aceitunas que había visto a lo largo de mi viaje.
Éramos parecidos en el sentido de que los dos habíamos llegado de otros lugares a aquel pueblo, y teníamos un aspecto diferente a los habitantes del mismo. Cuando le vi, no pude evitar sentir como la euforia se extendía por mi cuerpo, llenándome de una alegría desconocida para mí. Pero pronto todo aquello acabó. ¿Quién me decía que no estaba de paso y que se iba a quedar en aquel pueblo? ¿Quién me podía asegurar que se iba a fijar en mí? Era cierto que resaltaba entre las otras mujeres a causa de mi aspecto, pero a lo mejor aquel individuo no se daba cuenta de que yo era como él. Que éramos Iguales.



Bueno!! Aver si hay suerte y comenta alguien xD Se aceptan criticas de todo tipo, para poder mejorar, y por supuesto, mejorar la historia que hay dinero en juego en ese concurso *.* xD Un Saludo!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
*_Gemi-chan~*
Administrador
Administrador


Cantidad de envíos : 859
Puntos : 1154
Fecha de inscripción : 21/08/2008
Edad : 21
Localización : En la iglesia de los Suburbios de Midgar.

MensajeTema: Re: Black Rose   Mar Dic 22, 2009 12:32 am

Esty escribió:

Black Rose

[color=blue]Hubo un tiempo, cuando aún ni los príncipes azules ni las damiselas en apuros existían, otro tipo de símbolo legendario adornaba las tristes vidas de las personas.
Una pequeña y frágil rosa del color del carbón, la cual denotaba una hermosa belleza que hacía a cada una especial y única.
Pero aquellas pequeñas muestras de cariño ya no se recuerdan. Nadie se acuerda ya de las historias que contaban las abuelas antiguamente, sobre la rosa negra que su amado le había regalado como muestra de su amor. Ya nadie se pincha con ninguna espina de esas rosas, impregnadas con el hedor de la muerte. Ya nadie siente aprecio hacía aquellas flores tan bellas.
Es verdad, nadie las echa de menos. Excepto yo, por supuesto. A lo largo de mi gran existencia, solo recibí dos rosas negras por parte del mismo hombre. Y no es que fuese algo sencillo, la verdad. No. Aquellas rosas solo podían ser tocadas una vez por persona. Si ese mismo humano, osaba poner las manos sobre otra de su misma especie, este moriría por el veneno que recorría sus espinas. Tan bellas y tan peligrosas.
Fue, claro esta, hace mucho tiempo. No existían ni los bombones ni los peluches como objetos para regalar como muestra de cariño. Si no que una simple flor bastaba para poder convencer a una mujer de casarse con el hombre que le había hecho el regalo. En aquel entonces, éramos demasiado ingenuas a nuestro pesar.
No existían las ciudades de hoy, si no que vivíamos en un pueblecito con calles estrechas, sin parques ni otro lugar de diversión. Las mujeres simplemente se dedicaban a cuidar de los hijos, y los hombres trabajaban en el campo para poder dar de comer a su familia.
No se conocía nada más allá de las altas murallas que rodeaban el pueblo, por lo que nunca antes habíamos visto a alguien como él.
Todo el pueblo se revolucionó con su llegada, como lo hizo en su día con la mía. Era extravagante y diferente, como yo.
Todos en aquel pueblo tenían el pelo negro o castaño, mientras que sus ojos no pasaban más allá del castaño claro. Pero nosotros éramos diferentes. No nos sintonizábamos nada con aquel pueblo tan apagado, con tan poca variedad de colores. Pero a nosotros también nos gustaba lo diferente, nos fascinaba. Él, debía tener unos 18 años. Su pelo dorado era revolucionado por el viento que en su llegada soplaba. Sus ojos, del color de la nieve, dejaban todo pensamiento fuera de lugar, para obligar al cerebro a posarse sobre ellos y prestarles toda la atención.
Y por supuesto, lo que más llamaba la atención era su palidez. En los tiempos que corrían, era raro ver a una persona pálida en el pueblo, y más a un hombre, puesto que siempre estaban trabajando bajo el Sol. Pero él era así y, por supuesto, lo identifiqué como uno de los míos. Pobre de mí, que grave error cometí.
En cierto modo, como he dicho antes, era parecido a mí. Yo también tenía la piel pálida, pero mi cabello era de un color rojo intenso, como el mismo fuego, y mis ojos se asemejaban al color de una de esas jugosas aceitunas que había visto a lo largo de mi viaje.
Éramos parecidos en el sentido de que los dos habíamos llegado de otros lugares a aquel pueblo, y teníamos un aspecto diferente a los habitantes del mismo. Cuando le vi, no pude evitar sentir como la euforia se extendía por mi cuerpo, llenándome de una alegría desconocida para mí. Pero pronto todo aquello acabó. ¿Quién me decía que no estaba de paso y que se iba a quedar en aquel pueblo? ¿Quién me podía asegurar que se iba a fijar en mí? Era cierto que resaltaba entre las otras mujeres a causa de mi aspecto, pero a lo mejor aquel individuo no se daba cuenta de que yo era como él. Que éramos Iguales.



Bueno!! Aver si hay suerte y comenta alguien xD Se aceptan criticas de todo tipo, para poder mejorar, y por supuesto, mejorar la historia que hay dinero en juego en ese concurso *.* xD Un Saludo!

Waaaaa me encantaaa *_______* Escribes genial Esty!! *_______*

Me ha gustado mucho, y eso que aún queda más! Pero devo decirte que yo le cambiaría algunas cosas n.n Te lo marco en rojo! Luego tu déjalo como más te guste =)


[center]
¡Konnichiwa Invitado! Bienvenido a Japan World, espero que te lo pases genial aquí. :3




"Every villain is a hero in his own mind" - Tom Hiddleston.

https://www.facebook.com/CosplayGemitah
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.deviantart.com/Geemiitah
Vicky
Otaku
Otaku


Cantidad de envíos : 571
Puntos : 656
Fecha de inscripción : 04/08/2009
Edad : 20
Localización : Rosario,Argentina

MensajeTema: Re: Black Rose   Mar Dic 22, 2009 1:31 am

me gusta segui!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Re: Black Rose   Mar Dic 22, 2009 2:10 am

*O* Woh! Mucha sgracias por comentar! La verdad es que me alegra mucho que os guste la historia y mi forma de escribir...teno varias faltas de ortografia..algunas muy graves...porque dudo hasta en las cosas mas simples xD aunque luego me salgan sin pensar xD
Gracias por las señalaciones, Gema monchicfelz Así se en que cosas tengo que mejorar, o tambien que otras palabras puedo poner para que quede mejor la frase aparte de esas xD

Bueno! Mañana pongo la siguiente, parte, que ya estoy muy cansada y me voy a sobar xD Salus!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Re: Black Rose   Sáb Dic 26, 2009 10:26 pm

Wenuuu!! Me olvidé de que tenía que poner la siguiente parte, Gomen xD Bueno, pues aqui viene lo sigueinte...creo que en una o dos actualizaciones mas, esta terminado. Ya mencione que era para entregarlo a un concurso, así que tenía que ser pequeñito xD Bueno, aqui va:



Pero aquellos ojos blancos se posaron en mí, como estudiando cada fibra de mi cuerpo, como si pudiese ver dentro de mi. Como si pudiese observar mis pensamientos y sentimientos, los que en esos momentos estaba sintiendo sin poder remediarlo.
Sus ojos brillaron de expectación, y desvió la mirada para centrarse en lo que era algo parecido a lo que ahora se podría llamar el alcalde del pueblo. Tuve la impresión de que no quiso ser descortés, o que tampoco quería tener demasiado interés en mí por si me metía en algún lío. Por supuesto, todo aquello eran suposiciones mías. Podría decir incluso que eran mis imaginaciones.
Todo el mundo se apiñaba a los dos lados de las pequeñas calles, con la esperanza de poder ver o incluso tocar a aquel forastero, que nunca antes habían visto. Yo, como si fuese una de ellos, también salí a la calle a recibirle. Pero era por simple curiosidad. ¿Quien querría meterse en aquel lugar con los tiempos que corrían? Yo por lo menos, quería echar a correr de allí.
Pero era el único lugar que aún no había visitado, y si volvía a algún pueblo en el que hubiese estado anteriormente, me reconocerían y me acusarían de bruja. Y como si me hubiese leído la mente, aquel muchacho giró su cara hacía mí. Tragué saliva, pero no dejé que mi rostro demostrase el miedo que empezaba a tenerle a aquellos ojos. Y a aquel chico, por supuesto.
-Bienvenido, pequeño extranjero. ¿De donde, si puede saberse, viene usted?-Preguntó el alcalde, un hombre algo robusto y con el rostro repleto de arrugas. Se podía identificar fácilmente que le quedaban pocos años de vida.
Pero él, no apartó la mirada de los oscuros ojos del hombre. Con un ágil movimiento, bajó la bufanda que ocultaba sus labios, y echó hacía atrás la capucha que le cubría gran parte del rostro. Después de ver aquello, pude asegurar sin ninguna duda que era un chico bastante apuesto. El muchacho sonrió, mientras le daba la mano que había extendido el alcalde.
-De más allá de las tierras del Norte, donde una guerra…No, una carnicería se esta produciendo. Ha habido miles de muertos, y toda la población esta huyendo. Y a mí, que me gusta la tranquilidad, e decidido venir a este humilde pueblo. ¿Hay sitio para un residente más?
La masa de la calle vitoreó un gran “sí” y aquel chico empezó a reír alegremente.
Pronto todo el mundo comenzó a volver a sus casas, pues el alcalde acompañaría al chico a algún lugar donde podría pasar la noche. Sin poder evitarlo, los seguí a través de las calles hasta un edifico más grande que los demás, el ayuntamiento. Pude oír la conversación que mantuvieron por el camino.
-¿Podría saber tu nombre, muchacho?-Él asintió, aún sonriente.
-Yukito. Aunque suelen llamarme Yuki-Y su sonrisa se hizo aún más amplia, cuando le reconocí. Era como si de nuevo me hubiese leído la mente. Aquel muchacho era uno de los habitantes de los primeros pueblos en los que estuve. Efectivamente, no mentía, venía del Norte.
-Y… ¿Tú aspecto es normal en tu tierra?-Preguntó de nuevo el alcalde, con un interés que no había mostrado al preguntarle su nombre. De repente, Yukito empezó a ponerse nervioso, y sus manos estrujaron con fuerza la tela por dentro de la capa.
-Yo…-Pareció recuperar la compostura y volvió a sonreír-. Claro. Aun que allí es más común el…-Fue entonces, cuando giró la cabeza en mi dirección. Yo estaba escondida, y estaba segura de que no podía verme, pero por algún motivo, sabía que yo estaba allí. Entrecerró los ojos y sonrió pícaramente-…El rojo fuego.
Mi corazón dio un vuelco, dejé de respirar y mis ojos se abrieron más de lo que solía hacer. ¿De verdad se acordaba de mí? Aquella prueba me confirmo que era uno de los nuestros…
-¿Rojo?-Preguntó el hombre, algo extrañado, pero cayendo en la cuenta-. ¡Ah, claro! Tu debes de venir de la misma tierra que Erika ¿Verdad?-La sonrisa de Yukito se hizo aún más amplia, sabiendo al fin mi nombre.
-Claro. ¿Era la única mujer de pelo rojo en esta ciudad?
El alcalde asintió, y abrió la puerta del ayuntamiento cuando llegaron, pero Yukito le paró de pronto.
-¿Sabe? Creo que me quedaré en casa de Erika-Me quedé sin palabras ante aquello ¿En mi casa? ¿Por qué? ¿Quien le había dicho que podía? Aquello me cayó como una patada en el ojo, y me puse furiosa-. Es amiga mía de la infancia.
Aquello también me dejó fuera de combate ¡¿Pero como narices se atrevía a mentir sobre mi relación con él?! ¡¿Y si yo no quería tener ningún contacto con él?! ¡¿Y si cuando le hubiese conocido no le podía soportar?!
-¡Oh! ¿En serio? Pues es raro, por que ella estaba entre la gente que te ha dado la bienvenida al pueblo ¿Será que no os reconoce?-Yukito meneó la cabeza mientras sonreía.
-Es muy tímida ¿Sabe? Es que cuando éramos pequeños se me declaró y…-Eso ya era el colmo. El colmo de los colmos ¡¿Cómo se atrevía a afirmar que estaba o estuve enamorada de él?! ¡Será cretino, arrogante, hipócrita…! Después de decir todos los insultos y defectos que pude recordar, no lo aguante y me encaré a él, más furiosa que una leona que protege a sus cachorros. Salí de detrás del edifico en el que me ocultaba, casi echando humo por la nariz.
-¡¡¡¿¿¿QUE YO QUÉ…???!!!
-¡Oh, Erika!-Me cortó él, después de que yo le fuese a gritar miles de cosas que en ese momento se me estaban pasando por la mente. Pero ese pensamiento fue interrumpido por el inesperable abrazo de bienvenida que me dio. Yo no supe que hacer, así que dejé los brazos en alto.
-¡Qué bien que estés aquí! ¿Me dejarías quedarme en tu casa unos días? Ya oíste que mi tierra esta siendo arrasada, bueno, nuestra tierra-Me giró rápidamente, mientras nos alejamos del ayuntamiento y del patidifuso alcalde que en esos momentos nos contemplaba. Cuando nos hubimos alejado un poco más del lugar, y él me hubiese soltado una sarta de mentiras que ni un mentiroso compulsivo hubiese dicho, se dio la vuelta, y luego, me miró. Una gran sonrisa iluminó su rostro, mientras yo me quedaba atontada ante la gran calidez de aquella sonrisa.
-Pero tu…. ¿Cómo?-No pude articular otra cosa, puesto que él, parecía que se estaba riendo en mi cara-. ¿Qué?-Solté, molesta.
-Por fin-Su mirada era penetrante, y volví a sentir esa sensación de como si pudiera ver dentro de mí. Me estremecí sin quererlo-. Si, por fin. Por fin te e encontrado. He pasado por infinidad de tierras y dominios, buscándote, hasta que al fin e dado contigo, Erika, la mujer de pelo ardiente.
Todo mi cuerpo se paralizó al oír el mote por el que se me conocía en la península por los demás de mi especie. Eso significaba que él también era como yo. No pude otra cosa que mirar al frente, con la mirada perdida, mientras intentaba buscarle algún sentido a que aquel muchacho hubiese venido a por mí….Como, un príncipe azul.
-Como… ¿Sabes eso?-Pregunté, con cierto temor e interés en mi voz.
-Alguien como yo debe saber ciertas cosas-Mientras decía esto, su sonrisa no dejó de estar presente en su hermoso rostro. Y como si de un imán se tratase, le pregunté.
-¿Cuantos años tienes?-Automáticamente, me tapé la boca con las dos manos, y mis mejillas se tiñeron de un color rojo, mientras experimentaba una sensación que nunca antes había sentido con ningún hombre. Pero él rió.




Ale, espero que os haya, gustado ^-^ Y mañana sin falta pongo lo siguiente!!! Salus!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
*_Gemi-chan~*
Administrador
Administrador


Cantidad de envíos : 859
Puntos : 1154
Fecha de inscripción : 21/08/2008
Edad : 21
Localización : En la iglesia de los Suburbios de Midgar.

MensajeTema: Re: Black Rose   Miér Dic 30, 2009 9:21 pm

Estoy esperando a que pongas la siguiente partee ¬¬ xD Me encantaa!! *____*

Fallos ahora no tengo ganas de mirar, pero bueno xD Luego si eso^^

Chaoo~<3


[center]
¡Konnichiwa Invitado! Bienvenido a Japan World, espero que te lo pases genial aquí. :3




"Every villain is a hero in his own mind" - Tom Hiddleston.

https://www.facebook.com/CosplayGemitah
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.deviantart.com/Geemiitah
SeaWave
Japonés
Japonés


Cantidad de envíos : 1136
Puntos : 1211
Fecha de inscripción : 01/11/2009
Edad : 19
Localización : Catalunya

MensajeTema: Re: Black Rose   Miér Dic 30, 2009 10:17 pm

Me lo he empezado a leer hoy mismo y me encantaa! ^(º-º^) Una cosa, el verbo "haber", se le pone h si lo conjugas de est forma -> "he" ¿Si? -^w^- Sube la siguiente prte pronto poooorfaaaa!!!!! >w<
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:17 am

Diooos...perdon por los fallos...soy horrible en las faltas ortograficas...es que no presto atención en clase de Lengua...me la paso dibujando sabeis?? xD Y bueno, gracias por leer >//< Me encanta que os guste jeje. Bueno, aquí va la siguiente parte chicas ^-^ Que es que no me pude pasar pues porque...en fin...la culpa es del Final fantasy IV!!! xD y bueno, estuve liada estos días con lo de Navidad y nochevieja xD y Gemi, no hace falta que me marques siempre los fallos tranquila ^-^ tu solo disfruta de la historia.


-Dieciocho, ¡Ya soy todo un hombre!- Y soltó una gran carcajada. Más de diez personas se asomaron e intentaron averiguar de donde había provenido aquel estridente sonido, pero que para mí parecía el canto de un ángel. Balanceé la cabeza desconcertada. El haber conocido a alguien que era igual que yo, no me daba derecho a poder dejar que mis sentimientos camparan a sus anchas. Pero… Tampoco había comprobado que él realmente me entendía.
-Tu…entonces… ¿Lo eres?-Pregunté de nuevo, con cierta timidez. Pero él me miró con cara de no entender. Al rato, sonrió pícaramente, como cuando hablaba con el alcalde.
-¿El qué? ¿Virgen?-De nuevo, mis mejillas adquirieron un tono colorado. Pero en esa ocasión no solo mis pómulos, si no que toda mi cara se había vuelto roja. Podía sentirlo…Y no era una sensación muy agradable.
-¡No! ¡Por supuesto que no!-Casi grite mientras balanceaba la cabeza y agitaba las manos delante de mi, para dejar bien recalcado el “No”. Él soltó una risita entre dientes. Sabía que lo había hecho a propósito.
-¿Entonces?-Me tranquilicé, y me acerqué un poco a su cara, mientras le susurraba al oído.
-Si, eso…Si eres…como yo…-Tragué saliva. Me costaba mucho admitir que mi existencia era infinita, y no tenía forma de quitarme esa vida que de alguna forma se me había otorgado-…Inmortal-Terminé diciendo.
Yukito pareció tensarse al principio, pero luego se relajó y me sonrió. Rebuscó en sus pantalones alguna cosa, y cuando parecía haberlo encontrado, me preguntó.
-¿Cuantos años tienes?-Abrí un poco los ojos, al verle que repetía mi pregunta.
-Dieciséis… ¿Por qué?-Dije, mientras fruncía el ceño con desconfianza. Él sonrió aún más, y de su pantalón, sacó algo que reconocí muy bien. Una hermosa flor, que era una muestra de cariño y amor. Una Rosa Negra.
-Para la más bella flor que acaba de florecer en el lecho de un campo de espinas-Cogió mi mano y me dejó la rosa a la fuerza. Después se dio la vuelta, y volvió a algún lugar que yo desconocía. Y de repente el miedo se apoderó de mi cuerpo al pensar en no volver a verle. Pero no pude evitar pensar “Seguro que vuelve”
En aquel momento, no entendí las palabras que Yukito me había dedicado al darme aquella rosa. Había oído decir que era el símbolo de amor verdadero más importante que un hombre de aquella época le podía dar a una mujer. ¿Sería que…Yukito se había enamorado de mí? ¿Por qué si no habría removido cielo y tierra para volver a verme? Meneé la cabeza, pero no pude evitar sonreír y sonrojarme, mientras me llevaba la hermosa flor a los labios, y sentía el dulce hedor de Yukito.
Fue después de dos semanas tras su llegada al pueblo, cuando me volví a encontrar con él en la calle del mercado. Fue un encuentro extraño, inolvidable quizá. Pero nunca pude dejar de sentir la felicidad que me recorrió en aquellos momentos. Estaba comprando algo de pan para acompañara la comida, cuando oí una voz que me llamaba. Me volteé, pensando quien podría ser. No me llevaba excesivamente bien con la gente del pueblo, así que nunca me habían llamado en aquel lugar. Pero tenía un presentimiento, de que era alguien importante. Y lo era.
Me encontré a Yukito a varios metros de mí, sonriéndome. Y yo no pude hacer otra cosa que desviar la mirada, y saludarle con la mano. Se acercó a mí trotando como un cachorro.
-¿Qué tal, Erika?-Preguntó, como si fuésemos amigos de toda la vida.
-Esto…Bien-Y, como una tonta, le pregunté lo más absurdo e incoherente que se me ocurrió, o más bien, que se me pasaba en esos momentos por la cabeza-. ¿Qué haces aún aquí?
Su sonrisa se desvaneció de pronto, dejando ver por primera vez su cara completamente seria, sin ningún atisbo de alegría.
-Espero tu respuesta-Dijo sin más. Su tono de voz me desconcertó, y pensé que a lo mejor había dicho algo malo o había herido sus sentimientos por alguna razón.
-¿Mi respuesta? ¿A qué?
Su rostro entonces se torno duro, desafiante, y como si de un momento a otro fuese a perder los papeles. Me agarró con fuerza por los brazos, y me acusó con toda la intensidad de su mirada. Yo solo pude bajar el rostro, y hacer muecas de dolor ante la fuerza que estaba haciendo.
-¿Cómo que a qué? ¡¿Cómo que a qué?!-Gritó, furioso. Yo le miré con terror-. ¡¿Acaso no te di una Rosa?!
-Yuki…to. Me haces…daño…-Pude decir, mientras mi brazo empezaba a quedarse blanco ante la presión que hacían sus manos. Y fue, como si despertase de un trance. Me soltó, y sus ojos se llenaron de lágrimas. Primero se miró las manos, y luego me observó a mí.
Yo también tenía los ojos húmedos, y me agarraba el brazo para intentar calmar un poco el dolor. Me miró con horror, y me abrazó con delicadeza, como si me fuese a romper.
-Lo siento-Susurró, mientras su aliento acariciaba mi oreja-. De verdad que lo siento…No pretendía…-Le corté. Me separé de él, al fin, comprendiendo que era a lo que se refería con aquello de la respuesta. No quería pasar el resto de mi eternidad atada a un solo hombre… Sería doloroso para los dos todo aquello. Y lo quise cortar de raíz.
-Yukito…-Le miré a los ojos. Sus ojos del color de la nieve, volvieron a ver dentro de mí, y por eso denotaron una expresión de horror que hizo que mi corazón se encogiese-. No puedo…aceptar lo que me estas ofreciendo…Sería…doloroso…
Pero el meneó la cabeza, y volvió a abrazarme, esta vez con más fuerza, como queriendo que no me fuese de su lado. Aquello me halagaba, y a la vez me sentía a gusto en sus brazos. Pero no podía permitirme enamorarme de él.
-Te quiero…-Volvió a susurrarme-. He recorrido todo este largo camino solo para encontrarte. Me robaste el corazón la primera vez que te vi…Y ahora quiero que lo conserves-Apreté los dientes y las manos, mientras contenía mis sentimientos de nuevo.
Cerré los ojos, y disfruté del contacto. Estuve tentada a estrecharle entre mis brazos también, pero me contuve. Le aparté de un empujón, y salí corriendo, envolviendo a mi corazón con cadenas para que no pudiese sentir nada especial hacía Yukito.
Volví la vista, y vi como su pelo empezaba a mojarse por la lluvia que caía en esos momentos. Su rostro, tan triste, hizo que mi corazón quisiese salir de esas cadenas, y que mis pies desanduvieran lo que había recorrido. Pero una vez más, me retuve a mi misma.
Las horas pasaron despacio en la pequeña cabaña que tenía como hogar. Estaba arrodillada en un rincón de la misma, intentando calmar todos los sentimientos que fluían por mi cuerpo. Pero un estridente sonido me sobresaltó. Alcé la mirada, pero todo estaba oscuro, a causa de la tormenta que había cubierto el cielo. De nuevo, escuché ese mismo sonido. Era la puerta. Alguien la golpeaba sin fuerza.
Me levanté despacio, y abrí con cuidado. Y lo que vi, me dejó helada, sin aliento, horrorizada. Da igual como lo quisiera llamar, lo único en lo que podía pensar era en la imagen moribunda de Yukito, que estaba tendido en el suelo, todo mojado.
Me arrodillé, mientras dos lágrimas me traicionaban y recorrían mis mejillas.
-¿Yukito?-El sonrió, mientras alzaba una mano temblorosa y me acariciaba la cara. Y con la otra mano, sacaba del bolsillo, algo que no debería haber sido posible. Parecía un sueño, o más bien una pesadilla, que en sus manos estuviera de nuevo, otra Rosa Negra.



Espero que os haya gustado!! Y a la siguiente parte ya entendereis porque el pobre Yukito se nos ha quedado así xD Salus!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
gothiclolidoll<3
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 149
Puntos : 153
Fecha de inscripción : 27/12/2009
Edad : 22
Localización : barcelona

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:21 am

me gusta mucha Very Happy escribes genial enserio ñidvrddtk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
*_Gemi-chan~*
Administrador
Administrador


Cantidad de envíos : 859
Puntos : 1154
Fecha de inscripción : 21/08/2008
Edad : 21
Localización : En la iglesia de los Suburbios de Midgar.

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:31 am

Aiiiiii pobre Yukitoo T___T Que le has hecho al pobre!! Con lo que te quiere!! ¬¬ XDD

Siguelo sigueloo!!! T_T Que me encantaa *O* Esta vez no he encontrado nada que cambiaria, esta todo PERFECTO!!! *________*

Chauu~<3


[center]
¡Konnichiwa Invitado! Bienvenido a Japan World, espero que te lo pases genial aquí. :3




"Every villain is a hero in his own mind" - Tom Hiddleston.

https://www.facebook.com/CosplayGemitah
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.deviantart.com/Geemiitah
SeaWave
Japonés
Japonés


Cantidad de envíos : 1136
Puntos : 1211
Fecha de inscripción : 01/11/2009
Edad : 19
Localización : Catalunya

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:35 am

Joiz!! Que chulo!!! Te obligo a que Erika la acepte!!!! Te obligoo!!!!!!!!!!!!! Aceptalaaaaaa!!!!! Que la acepteee!!!!!! No nos dejes con la intriga y sigue escribiendo! Escribe, escribe, escribe, ecribe, escribe...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:37 am

SeaWave...que ya lo tengo todo escrito...solo que no lo pongo todo...para haceros sufrir un poquito xD Que me hace ilu jeje....(¿?)

Salus!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
SeaWave
Japonés
Japonés


Cantidad de envíos : 1136
Puntos : 1211
Fecha de inscripción : 01/11/2009
Edad : 19
Localización : Catalunya

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 1:39 am

Que cruel!! oniflipclr Mala! Pon el proximo capitulo mañana plis!!!! Porfaa!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Esty
Friki
Friki


Cantidad de envíos : 111
Puntos : 123
Fecha de inscripción : 21/12/2009
Edad : 20
Localización : En mi mundo de imaginaciones >//<

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 4:23 pm

xD Y aqui la ultima actu de Black Rose ^-^ Espero que os haya gustado la historia tanto como me ha gustado a mi escribirla(Aunque ya la escribí hace algunas semanas xD) Bueno, siento si el final es algo...uum...¿Duro? ¿No muy romantico? Quería hacerlo bastante bonito pero no creo que lo haya conseguido xD
En fin, no me enrrollo mas y os dejo con el final xD




Pero aquello, significaba también su muerte. Pude ver como sus dedos sangraban a causa de las espinas de la rosa. La cogí, mientras temblaba a causa del miedo y el frío. La vida de Yukito se escapaba poco a poco a causa de aquella rosa. Y fue entonces cuando mi cerebro captó algo. Algo que allí no terminaba de encajar. Fruncí el ceño, mientras más lágrimas recorrían mi rostro.
-Tu… no eras… ¿Cómo yo?-Su sonrisa se hizo aún más amplia, pero no contesto a mi pregunta.
-Sabía…que podrías coger…otra Rosa…Esta es una muestra…de el intenso amor… que siento hacía ti…-Se agarró a mi hombro, y con delicadeza, bajo mi cabeza hasta que nuestros labios se tocaron. Fue un beso breve, pero dulce, colmado de cariño.
-Hasta…la vista…Erika…-Susurró, mientras dejaba caer su mano, y sus ojos se iban cerrando. Se me acaba el tiempo. Me había mentido, no era como yo. Era un simple humano que había sufrido la maldición de enamorarse de una inmortal. Miles de lágrimas recorrieron mi rostro a una velocidad vertiginosa, mientras observaba como sus preciosos ojos blancos se iban cerrando.
-Yukito…Yukito…-Susurré-. Te quiero…-Él sonrió, por última vez, mientras me daba un apretón cariñoso en la mano. Luego, no se movió más. Sus ojos no se volvieron a abrir, sus manos no me volvieron a tocar…. Yukito había muerto.
Pero para mi era demasiado tarde, me había enamorado completamente de él también. Me apoyé en su pecho, y no se cuanto tiempo me pasé llorando con fuerza, rogándole a los cielos, o a los dioses si es que me estaban viendo, que me lo devolviesen. Pero nadie contestó a mi plegaria. Y a Yukito le enterré cerca de un jardín de Rosas Negras.
Pasaron varios millones de años tras eso, y yo seguía teniendo el mismo aspecto de una chica de 16 años. En esta época, existían ya las ciudades abarrotadas de gente que iban y venían del trabajo, que en estos tiempos tenía varias especialidades.
Mi casa, era un gran apartamento a diferencia de el lugar de la muerte de un ser amado. Y, entre frío y comida, conservaba las dos Rosas Negras que Yukito me había entregado, congeladas. Gracias a eso no se habían marchitado a pesar de los muchos de miles de años que habían pasado. Y tampoco es que pudiese ver demasiadas a diario. Solo en pintura o fotos retocadas a ordenador. Ese era el único recuerdo que quedaba de las Rosas Negras.
Y ahora estaba caminando por la calle, en hora punta, abarrotada de gente que llegaba tarde al trabajo. Pero yo, simplemente, caminaba para airearme un poco, para poder olvidar las miles de pesadillas que tenía desde aquel fatídico día. Fue entonces, cuando una voz me llamó a mis espaldas. Me sorprendí, pues hacía poco que me había mudado a aquella ciudad, y no había tenido oportunidad de entablar amistad con alguien. En realidad, nunca lo hacía, por que no quería tomarle mucho cariño a esa persona. Una punzada de dolor atravesó mi corazón al recordar que una vez, solo una vez, había roto aquella norma. Pero no me entretuve demasiado en mis pensamientos. Me giré lentamente para encarar a la persona que me había llamado, y lo que vi, me dejó petrificada. El bolso se me cayó de las manos, y estas fueron a parar a mi boca, mientras mis ojos se llenaban de lágrimas. Sin poder creérmelo, me fijé en dos puntos importantes. El primero, era aquel sonriente muchacho de pelo dorado, con una sonrisa que conocía mucho, demasiado. Sus ojos del color de la nieve, me miraban maravillados, y expectantes, mientras que también pude observar que estaban húmedos de la emoción. El Segundo punto importante, fue lo que me ofrecía entre las manos. Una flor del color del cabrón, idéntica a dos que tenía escondidas en lo más profundo del frigorífico, y que él mismo me había entregado.
-Yukito…-Susurré, aún, sin poder creérmelo-. Estas…vivo…Pero, ¿Cómo?-Pero su sonrisa simplemente se ensanchó aún más. Con cuidado se acercó a mí, y me colocó la rosa detrás de mi oreja. Disfruté del contacto, que tantos años atrás había sentido, y no me lo había podido quitar de la cabeza.
-Feliz Cumpleaños, Erika-Su voz sonó dulce, y yo solo pude echarme a llorar.
Por haberle vuelto a recuperar, por que supiese mi cumpleaños cuando yo nunca se lo había dicho, porque me volvió a entregar una Rosa Negra, a pesar de que se habían extinguido, como muestra de su amor.
-Pero… ¿Cómo puedes estar vivo?-Le pregunté entre lágrimas. Él cerró los ojos.
-No sé cuantos días vagué solo en la inmensa oscuridad, deseando poder verte de nuevo. Pero, como si de un milagro se tratase, oí la voz de alguien y…Aparecí aquí, con una Rosa en la mano, y tu enfrente mía. Aquella voz me había dado otra oportunidad, y me había mostrado el día de tu cumpleaños- Sonrió y abrió los ojos, mirándome con dulzura.
-¿Y?-Sabía, por experiencia, que había una pega.
-Y…-Completó él, mientras me abrazaba y me daba un dulce beso en los labios-. Ahora soy como tú, esta vez sí. Soy inmortal.



Tengo pensado cambiar algo de la historia xD coomo que Erika le dice a Yukito que si realmente la ama, que valla a por otra Rosa Negra...Sería más bonito que si se va el por su cuenta¿No creeís? Yo creo que lo voy a hacer *.* xD En fin como siempre, gracias por leer, por los comentarios, y espero que os haya gustado!
Si quereis, os pongo otra de mis historias por aqui para que os entretengais xD

Salus!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://your-dreamscancometrue.blogspot.com.es
SeaWave
Japonés
Japonés


Cantidad de envíos : 1136
Puntos : 1211
Fecha de inscripción : 01/11/2009
Edad : 19
Localización : Catalunya

MensajeTema: Re: Black Rose   Jue Dic 31, 2009 4:43 pm

Que chulooo!!! *_* Me encantaa! Si! Sube mas historias!!!! Que guai! Otro immortal! -^w^- Me encanta!! Que lastima que sea tan corto...! Lo he disfrutado mucho! :okknrt: Del 1 a 10, un 10!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Black Rose   Hoy a las 3:49 am

Volver arriba Ir abajo
 
Black Rose
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Black Rose Dragon vs machina fortrees esquipado
» Black Rose
» BLACK ROSE
» Black rose dragon
» COMO SE RESUELVE

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Japan World :: Zona fan :: Historias-
Cambiar a: